228. EL DECORO

228. EL DECORO

Las mujeres se aburren a mi lado
no comprenden la vida del artista;
se burlan de mi verso pesimista
si no les digo nada o demasiado.

Sin un duro y con paga de soldado
tendré a la que quiera, y no por lista,
sobada por algún capitalista
que con el vil metal la habrá comprado.

La fémina clasista, interesada,
besando a otro tipo en mi presencia,
atenta me dedica su mirada.

El decoro prefiero a la indecencia,
al descubrir su boca emborronada,
me repugna con asco su presencia.

José Luis Guillén Lanzas, 10 Diciembre 2017
333sonetos.wordpress.com

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: